Ford Focus Sportbreak (2018) | Impresiones de conducción

Al igual que ocurre con el Focus Berlina, el Focus Sportbreak goza de una puesta a punto que lo convierte en uno de los modelos más divertidos de conducir entre los turismos familiares de su tamaño. Es muy preciso en curvas y poco sensible a los cambios bruscos de dirección. En carreteras amplias tiene una pisada estable y segura, y en zonas lentas la carrocería apenas balancea ni hace movimientos extraños, por lo que da mucha confianza. No es el más cómodo, pero sí que me parece uno de los más satisfactorios por la relación entre estabilidad y confort que da.

Noticia: https://www.km77.com/coches/ford/focus/2018/sportbreak/informacion



Fuente: https://www.km77.com/